Sexualidad

Trastornos y síntomas frecuentes...

Trastornos

Deseo sexual hipoactivo del hombre

Deseo sexual hipoactivo de la mujer

Trastornos por aversión

Disfunción eréctil

Trastorno de la excitación sexual de la mujer

Trastornos por dolor: vaginismo y dispaurenia

Eyaculación Precoz

Trastornos del orgasmo masculino

Anorgasmia femenina

Síntomas más Frecuentes

Desinterés por el encuentro sexual, no disfrute o evitación de las relaciones sexuales, rechazo de las muestras de afecto, estado de alerta ante el acercamiento de la pareja, ausencia de fantasías eróticas.

Disminución o ausencia de fantasías sexuales, falta de interés por la actividad sexual, ansiedad ante la presión de la pareja, evitación de la intimidad

Aversión extrema y persistente con evitación de todos, o casi todos, los contactos sexuales genitales con la pareja sexual. Provocando malestar personal y dificultades en las relaciones interpersonales.

No experimentar erecciones o sólo en determinadas situaciones con posterior perdida de la capacidad eréctil. Perdida de la erección ante la autoobservación. Inicio de la relación sexual con erección adecuada, con perdida posterior o durante el coito.
No disfrute de sus relaciones sexuales debido a las dificultades de erección. Falta de motivación para iniciar un contacto sexual. Sentimientos de culpa por las dificultades sexuales con la pareja y evitación del contacto sexual.

Dificultad constante para alcanzar o mantener la lubricación hasta la finalización de la actividad sexual, elevada ansiedad o malestar ante el contacto sexual, evitación del contacto erótico.

Molestias o dolor genital durante la actividad sexual, contracciones involuntarias de la musculatura vaginal, dificultad o imposibilidad de acceder a la penetración.

Dificultad para identificar las fases de la respuesta sexual falta de control sobre el reflejo eyaculatorio, la eyaculación se presenta antes de lo deseado, insatisfacción sexual de uno o ambos miembros de la pareja.

Alto nivel de excitación sin orgasmo, retraso duradero o reiterado de la eyaculación, incapacidad para eyacular, insatisfacción en la relación sexual, ansiedad elevada ante el encuentro erótico o evitación del mismo.

Dificultad en la respuesta de excitación, incapacidad para alcanzar el orgasmo durante la relación sexual, tensión ante las relaciones sexuales